Como fijar tus objetivos



Todos hemos estado ahí. Comienzas comiendo muy sano, haciendo ejercicio, muy positivo todo y ¿?*^&%$! De repente todo cambia y no sabes ni por qué. O bueno si sabes, fuiste a una fiesta, se te antojo una rebanadita de pastel, reunión con los amigos y pidieron papas, pizza, etc.

A todos nos ha pasado y tal vez nos vuelva a pasar, pero es importante que aprendas a recuperarte de estas “caídas” para que puedas volver con tu rutina saludable. 

1.   Lo primero es fijar tu objetivo: Sé realista, no te pongas como meta bajar 20 Kg en 2 meses, porque si no bajas vas a decepcionarte y no seguir por el camino, y si bajas es probable que sea muy peligroso para tu salud perder tantos kg en tan corto tiempo; especialmente, si no cuentas con supervisión médica constante.

2.   Poner una fecha límite, es importante porque así te ayudará a no desviarte del camino y tener muy claro cuando quieres tener resultados. Escoge una fecha que no sea tan rápido como para que no veas resultados, pero tampoco tan larga como para que te desmotives.

3.   Haz que sea medible. En vez de decir quiero ser saludable. Di saldré a caminar por 30 min minutos 3 veces a la semana; o voy a bajar ½ kg por semana. Objetivos que de hecho puedas medir, y no frases vagas como “ya voy a hacer ejercicio” o “quiero adelgazar”.

4.   Se tan especifico como puedas con tu objetivo, como “Voy a agregar dos porciones de verduras en cada plato de comida”, “Cada que se me antoje un refresco, voy a tomar mejor agua natural”, “Voy a ir a clase de box martes y jueves a las 8 p.m.”.

5.   Si estás pensando en dejar algunos alimentos fuera de tu dieta, es recomendable que vayas dejando una cosa a la vez. Por ejemplo, por un mes dejar de consumir refrescos o por un mes dejar de consumir pan dulce. Pero comenzar con uno y una vez que ya sea parte de tu rutina, continuar con otro y así sucesivamente. 

6.   Enfócate en cumplir cada día. No veas el objetivo como algo lejano, mejor proponte cumplir cada día con tu tiempo de ejercicio, con tu porción de comida, con tus decisiones saludables. Además, recuerda que si llevas un registro visual de los días que vas cumpliendo, será más fácil que cumplas con tus objetivos. 

7.   Recuerda porque estas fijando tus objetivos; y honor a quien honor merece, si estás haciendo las cosas bien, ¡siéntete bien contigo mismo y consiéntete con algo que te guste hacer (no comer)! 

Por último, habla con tu familia al respecto de tus objetivos, intenta que sean comprensivos y te apoyen para cumplirlos. Ayuda mucho si todos tratan de tener hábitos similares, de manera que no haya comida en la casa que no deben de comer, etc.


No olvides apoyarte en tus médicos, nutriólogos, podólogos, psicólogos etc. Están ahí para ayudarte a alcanzar tu meta, te aseguro que si eres dedicado y ven que pones esfuerzo de tu parte con gusto te ayudarán a cumplir tus objetivos.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.